EJERCICIOS PARA RELAJAR LAS CERVICALES

Siempre partiendo de la posición neutra: columna recta, hombros relajados y en paralelo con los pies, piernas ligeramente flexionadas, poco, para corregir y no poner rígida la columna. Respiramos normal y diafragmalmente. Los movimientos serán lentos y suaves, sin forzar nada.

1- Inclinamos la cabeza hacia atrás hasta donde podamos y sin pausa iniciamos el movimiento contrario, cabeza hacia delante hasta llevar la barbilla al pecho. El cuerpo puede inclinarse con naturalidad. Recuperamos posición neutra. Repetimos.
2- Movemos hacia la derecha la cabeza hasta llegar al perfil y lentamente volvemos hacia la izquierda hasta llegar al perfil. Vuelve cabeza al frente. Repetimos.
3- Ejercicio rotatorio de cabeza. Inclinamos cabeza hacia atrás, rotamos a la derecha y hacemos el movimiento rotatorio bajando la cabeza y llevándola hacia la izquierda, arriba, atrás y acabamos el movimiento al frente. Es como hacer una “O” grande con la cabeza, primero de derecha a izquierda y luego, izquierda-derecha. Lentamente.
4- Inclinamos cabeza hacia atrás, rotamos a la derecha y, sin bajarla y al llegar al hombro, vamos al lado izquierdo, bajamos rotando cabeza de izquierda a derecha hasta llegar al hombro derecho y volvemos por el frente a la izquierda y rotamos por arriba con la cabeza hacia atrás hasta llegar al hombro derecho y volver por el frente a la posición neutra. El movimiento es hacer un “O” pero esta vez pasando por el medio.
5- El mismo movimiento pero esta vez seguimos al dedo índice que nos acompaña en el movimiento. Ponemos la atención en la punta de la nariz que es la que va siguiendo al dedo.
6- Movimiento del caracol. Inclinamos la cabeza hacia delante y seguimos a la barbilla que baja por el pecho y al final se eleva, cabeza hacia atrás y recupera la posición inicial. Repetimos.
7- Movimientos cortos. Con la nariz dibujamos un “8”. Hacemos cuatro o cinco “ochos”
8- Frotamos las manos y nos las ponemos detrás de la nuca, las palmas en la nuca y los dedos corazón tocándose. Frotamos de derecha a izquierda.
9- Mano derecha agarra la nuca, apretamos, soltamos, apretamos, soltamos. Después con la mano izquierda.
10- Mano derecha se posiciona entre el cuello y el hombro izquierdo, brazo por delante. Se aprieta y se suelta esa zona a la vez que se gira la cabeza de izquierda a derecha varias veces. Después con la mano izquierda al la zona de la derecha.
11- Con los puños cerrados nos golpeamos, suavemente, en la espalda. El puño derecho irá a la zona de la izquierda y el puño izquierdo a la zona de la derecha rítmicamente.
12- Mano derecha se dirige a la zona del hombro izquierdo y se arrastra por delante del pecho, mano izquierda a la zona del hombro derecho y se arrastr por delante del pecho, rítmicamente.

Inspiramos profundamente y estiramos el cuerpo como si nos levantaran con unos hilos, arriba, arriba hasta que no podamos más, aguantamos la respiración unos segundos y soltamos como si nos cortaran esos hilos y relajamos.

Durante los ejercicios procurad acompasar los movimientos con la inspiración y la espiración. Esto hará que nos relajemos más rapidamente y nos concentremos más en nuestro cuerpo.

3 comentarios el “EJERCICIOS PARA RELAJAR LAS CERVICALES

  1. un descanso dice:

    Muy útil y bueno para el cuerpo. Voy a tratar de seguir estos consejos.

    Me gusta

  2. Anónimo dice:

    muy buenos y didacticos

    Me gusta

  3. Pedro Matoma Campos dice:

    Relajantes los ejercicios . Agradecimientos. lo haré continuamente.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s